El presidente Joan Laporta y el primer equipo femenino dan la bienvenida a Joyce, el nuevo robot de la Fundació FC Barcelona

Compartir

El presidente Joan Laporta, acompañado de Xavier Puig, directivo responsable del futbol femenino, entregaron a la madre y al hermano de Joyce una camiseta con su nombre

Encuentro en la Ciutat Esportiva entre el presidente, representantes del primer equipo femenino y esta nueva robot virtual que permite a diferentes colectivos vulnerables vivir al Barça en primera persona

El presidente del FC Barcelona y de la Fundación, Joan Laporta, ha dado la bienvenida a una "nueva jugadora" del 1er equipo femenino, la Robot Joyce, en un acto celebrado en el estadio Johan Cruyff, y acompañado por la madre de Joyce, una niña que estaba enferma y murió unas semanas después de participar en una experiencia que le permitió conocer a los jugadores del primer equipo del Barça.

La Robot Joyce, como "nuevo fichaje" del equipo femenino, ayudará a garantizar el acceso a la experiencia "Barça" a niños hospitalizados o personas en situación de vulnerabilidad que no tienen posibilidad de desplazarse a las instalaciones. El objetivo de este proyecto es fomentar el bienestar emocional de estos menores a partir de la vivencia de experiencias positivas y emocionantes que genera la interacción en directo con las jugadoras del equipo femenino del Barça.

El proyecto Robots de la Fundación FC Barcelona permite que, mediante el uso de un robot con conexiones de audio y vídeo, los participantes disfruten de la oportunidad de disfrutar de una experiencia Barça. Hasta ahora con el Robot Pol, que se encuentra ubicado en el Museo del FC Barcelona, los niños beneficiarios de este proyecto podían realizar una visita al Camp Nou y al museo, acompañados por personas voluntarias de la Fundación FC Barcelona. Ahora con Robot Joyce los beneficiarios de varios proyectos de la Fundación podrán interactuar con las jugadoras del primer equipo de fútbol femenino y realizar un tour por la Ciutat Esportiva Joan Gamper.

Además, contar con la Robot Joyce permitirá ampliar la función de los robots a otros beneficiarios, como las mujeres internas del Centro Penitenciario Brians 1, campos de refugiados, menores vulnerables de diferentes lugares de Cataluña y de otros colectivos en riesgo social. Un grupo de cuatro internas han sido también participantes del proyecto de la Fundación FC Barcelona en este centro penitenciario, ya que han sido las primeras en tener la oportunidad de seguir el entrenamiento del primer femenino e interactuar a través del nuevo robot con las jugadoras.

Pol y Joyce
En 2017 se puso en marcha el proyecto Robot Pol gracias a la cesión por parte de la empresa Awabot del primer widget teledirigido, que fue llamado Pol en recuerdo del primer niño que participó en este programa. Pol, que estaba ingresado en un hospital a causa de una grave enfermedad, pudo visitar el Museo y el Camp Nou con esta herramienta, pero desgraciadamente meses más tarde murió por esta enfermedad. Entonces se decidió ponerle el nombre de Pol a este Robot que durante estos años ha hecho disfrutar de la experiencia Barça a más de 300 niños ingresados en los hospitales pediátricos de: Sant Pau, Sant Joan de Déu, Hospital HM nens de Barcelona, Hospital Vall d’Hebron, Hospital Tries i Pujol i Hospital y Parc Taulí.

Ahora Pol tiene una compañera, Joyce, que ha recibido este nombre también en recuerdo de una niña que participó en la actividad el 19 de febrero del 2019, durante la previa del partido entre el Olympique de Lyon y el Barça en el partido de ida de octavos de final de la Champions y donde pudo saludar a muchos jugadores del primer equipo. Joyce tenía entonces 13 años, pero unos meses más tarde murió por la grave enfermedad que padecía.

Queremos dar las gracias a las familias de Pol y Joyce por dejarnos hacer un pequeño homenaje a sus hijos poniendo el nombre a los dos robots de la Fundación FC Barcelona que llevarán alegría, ilusiones y bienestar emocional a muchos niños y niñas en los próximos años.

El projecte Robots de la Fundació FC Barcelona permet que, mitjançant l'ús d'un robot amb connexions d'àudio i vídeo, els participants gaudeixin de l'oportunitat de gaudir d’una experiència Barça. Fins ara amb el Robot Pol, que es troba ubicat al Museu del FC Barcelona, els infants beneficiaris d’aquest projecte podien fer una visita al Camp Nou i al museu, acompanyats per persones voluntàries de la Fundació FC Barcelona. Ara amb la Robot Joyce els beneficiaris de diversos projectes de la Fundació podran interactuar amb les jugadores del primer equip de futbol femení i realitzar un tour per la Ciutat Esportiva Joan Gamper. 

A més, comptar amb la Robot Joyce permetrà ampliar la funció dels robots a d’altres beneficiaris, com per exemple les dones internes del Centre Penitenciari Brians 1, camps de refugiats, menors vulnerables de diferents llocs de Catalunya i d’altres col·lectius en risc social.   Un grup de quatre internes que són també participants del projecte de la Fundació FC Barcelona a aquest centre penitenciari han estat les primeres a tenir l’oportunitat de seguir l’entrenament del primer femení i interactuar a través del nou robot amb les jugadores.  

El Pol i la Joyce

L’any 2017 es va posar en marxa el projecte Robot Pol gràcies a la cessió per part de l’empresa Awabot del primer giny teledirigit, que va ser anomenat Pol en record del primer infant que va participar en aquest programa. El Pol, que estava ingressat a un hospital a causa d’una greu malaltia, va poder visitar el Museu i el Camp Nou amb aquesta eina, però malauradament mesos més tard va morir per aquesta malaltia. Llavors es va decidir posar-li el nom de Pol a aquest Robot que durant aquests anys ha fet gaudir de l’experiència Barça a més de 300 infants ingressats als hospitals pediàtrics de: Sant Pau, Sant Joan de Déu, Hospital HM nens de Barcelona, Hospital Vall d’Hebron, Hospital Tries i Pujol i Hospital Parc Taulí

Ara el Pol té una companya, la Joyce, que ha rebut aquest nom també en record d’una nena que va participar en l’activitat el 19 de febrer del 2019, durant la prèvia del partit entre l’Olympique de Lió i el Barça al partit d’anada de vuitens de final de la Champions i on va poder saludar molts jugadors del primer equip. La Joyce tenía llavors 13 anys, però uns mesos més tard va morir per la greu malaltia que patia. 

Volem donar les gràcies a les famílies del Pol i la Joyce per deixar-nos fer un petit homenatge als seus fills posant el nom als dos robots de la Fundació FC Barcelona que portaran alegria, il·lusions i benestar emocional a molts nens i nenes en els propers anys.

COMPARTE ESTA NOTICIA