La Fundación Barça cuenta con un Consejo Asesor sobre el bullying

El pasado 11 de diciembre se celebró la primera reunión del Consejo Asesor

En este mes de diciembre, la Fundación Barça ha constituido un Consejo Asesor sobre el bullying formado por docentes, psicólogos, testigos, investigadores, educadores emocionales, expertos en ciberbullying, y profesionales del área clínica o judicial con quien debatir, compartir y reflexionar sobre esta problemática.

En línea con su plan estratégico, la Fundación se plantea contribuir en la prevención de la violencia en la infancia y juventud, y específicamente, en Cataluña, en el acoso entre iguales. Bajo este marco, el último mes de abril la Fundación celebró un simposio sobre el bullying donde, entre otras cuestiones, se evidenció la necesidad de generar espacios de trabajo multidisciplinares que integren la mirada de los diferentes agentes que intervienen, lo que posibilita hacer un seguimiento de la situación del bullying en Cataluña, recoger buenas prácticas e impulsar nuevas acciones.

Componentes del consejo asesor:

Jordi Collel, Santi Bartolomé, Dr. Joaquim Puntí, Ferran Resina, Vicente Rullan, Mohamed El Amrani, Silvia Carrasco, Consuelo León, Marta Tena, Rita Villa, Irene Montiel, Oriol Julià, Elisabet Escayola y Francisco Cobacho.

Primera reunión

La primera reunión, celebrada el pasado día 11 de diciembre, se inició con una visita al Espacio Fundación donde los asistentes tuvieron la oportunidad de conocer de forma experiencial las líneas estratégicas de la Fundación y sus metodologías.

Una vez finalizado el itinerario, Mària Vallès, Directora General de la Fundación Barça, condujo la reunión dando a conocer las líneas de acción como son: la sensibilización de la ciudadanía, la implementación de un programa de prevención para las escuelas de primaria de Cataluña, la dotación de herramientas de prevención a los entrenadores deportivos, así como contribuir en la investigación sobre el bullying.

Entre otras reflexiones, los miembros destacaron: la importancia de abordar la cuestión como un fenómeno grupal (no sólo víctima y acosador); que el potencial de cambio reside en la colaboración de los niños / as observadores y lo importante hacer un uso responsable de las redes sociales.

Otro de los aspectos destacados fue el hecho de disociar la conducta de la persona y el peligro de poner etiquetas: Un niño / a puede estar "en rol de víctima" o "en rol de acosador / a"; pero no ser una víctima o un acosador.

El Consejo asesor se reunirá trimensualmente y aprovechará la experiencia de cada uno de los miembros para elaborar una recopilación de recomendaciones que permitan un abordaje integral hacia el bullying en Cataluña.